Opoul-Périllos, el lugar donde habita la bestia…

Opoul-Périllos, el lugar donde habita la bestia…

25 abril, 2020 0 Por Juan Carlos

Opoul-Périllos es un lugar mágico colmado de leyendas y misterios, es la tierra del silencio. Esta fue sin duda la circunstancia que más me marcó de este lugar cuando lo visité por primera vez allá por el año 2013. La zona de Opoul-Périllos comprende la extensión de terreno que existe entre el pueblo de Opoul y el deshabitado pueblo de Périllos. La comuna Opoul-Périllos se formó en 1971 de la unión de estos dos pueblos y sus terrenos. Hasta esta zona viajé atraído principalmente por su supuesta vinculación con el misterio de Rennes-le-Château, relación que personalmente creo que no existe, aunque muchos investigadores y escritores la siguen manteniendo. No obstante, para mi sorpresa conocí un lugar donde sucesos extraños, avistamientos, monstruos de las profundidades y hasta un trágico accidente se suman a unos hechos históricos apasionantes, que al igual que en Rennes-le-Château, se han querido relacionar con la supuesta llegada de la Magdalena a tierras galas, lo que ha dado pábulo además a un sin fin de teorías y de leyendas que hacen que este lugar se posicione en el epicentro de un gran secreto. Voy a narrar aquí las leyendas de las que yo he tenido conocimiento, aunque seguro que hay muchas más,  con el único propósito de descubrir para el que no lo conozca este lugar tan increíble, porque lo es, contando además hechos y curiosidades que no son menos increíbles que las leyendas que lo rondan. Y es que algo debe de haber en este territorio ya que su magia me impregnó por completo y me hizo regresar año tras año en busca de vaya usted a saber que, a pasear por sus caminos, o simplemente estar allí y disfrutar de su silencio roto solamente por el viento que desde el mediterráneo azota y choca frontalmente con los picos pre-pirenaicos de las Corbieres.

Los agrestes parajes de Opoul-Périllos

OPOUL

Opoul es un pueblo francés de cerca de 1200 habitantes situado dentro del departamento Pirineos-Orientales en la región del Languedoc-Rosellón, que dista 22 kilómetros de la ciudad de Perpiñán. Junto al pueblo de Opoul, se yergue majestuosa una formación rocosa espectacular conocida con el evocador nombre de Salvaterre (Tierra Salvada). Sobre esta planicie rocosa que se eleva 400 metros sobre el nivel del mar -algo llamativo teniendo la costa mediterránea a tan solo 20 kilómetros- hoy pueden verse las ruinas del Castillo de Opoul, que junto a su antiguo pueblo ocupaba toda la meseta de 6 hectáreas de terreno que se extiende sobre esta impresionante roca. El Castillo de Salvaterre se construyó en 1246 de la mano de Jaime I de Aragón situándose este en la frontera entre el reino de Francia y el reino de Aragón y hay quien lo relaciona con los Caballeros Templarios, aunque no hay constancia de que esta fortaleza fuese templaria. El castro fue asediado en 1598 y 1639 por la tropas francesas y en su vida útil, fue ocupado alternativamente por españoles y franceses, siendo definitivamente abandonado por Richelieu en 1642 quien lo mandó desmantelar quedando posteriormente abandonado y construyéndose el nuevo pueblo en la ubicación actual.

(foto: Sophie Meriotte - Balades-naturalistes.fr , 2017)

JESÚS Y MAGDALENA EN SALVETERRE

La historia es evocadora pero hay que tratarla con mucha cautela, ya que, como ha pasado otras veces, cuando se intenta indagar en la vida de Jesús y María Magdalena, la imaginación de algunos investigadores se dispara dando rienda suelta a leyendas muy románticas y evocadoras pero sin ningún tipo de fundamento. Existe una gran devoción a María Magdalena en toda Francia con especialidad en la zona Occitana y en toda la costa Mediterránea. El origen de esta devoción nace de la tradición que habla de la llegada de la santa a tierras galas. Esta tradición ha dado pie con el paso de los siglos a un sin fin de mitos y leyendas que han hecho correr ríos de tinta, contradiciendo por completo lo narrado en las Santas Escrituras, en relación a la vida del Nazareno y la que posiblemente fuera su esposa, María Magdalena. La Clave de todo este misterio podría estar escondida, según algunos investigadores, en los agrestes parajes de Opoul-Périllos.

Es en Salvaterre, en la cima de esta muela de roca donde encontramos el primer misterio ya que, hay quien asegura que donde hoy se asientan las ruinas de este castillo, siglos antes vivieron en una humilde choza y por algún corto espacio de tiempo nada menos que Jesús de Nazaret y María Magdalena. Esta leyenda se nutre de las teorías que apuntan a la posibilidad de que Magdalena llegase a tierras francesas en compañía de la Virgen María, María Salomé, María Jacobea, su hermano Lázaro, José de Arimatea y su criada Sara. Según la leyenda, tras atravesar el Mediterráneo en una barcaza, arribaron finalmente en Saintes-Maries-de-la-Mer -en la Provenza- cerca de la desembocadura del Ródano. Magdalena y Lázaro viajaron hasta Marsella y un tiempo después, la santa subió a la montaña de la Estrella refugiándose en una de las cuevas del macizo conocido hoy como Macizo de la Santa Gruta (La Sainte Baume). Próxima a la muerte, Magdalena viajó hasta la cercana ciudad de Saint Maximin donde falleció finalmente. La Basílica de Santa María Magdalena en esta ciudad es un gigantesco monumento dedicado a la vida de la santa, lugar en el que además, en el interior de un relicario, se conserva un cráneo que se dice es el de la propia Magdalena.

Gruta de la Sainte Baume
El Cráneo de María Magdalena en Saint Maximin

No obstante, la  tradición sobre la Magdalena en Francia no está exenta de ciertas contradicciones ya que, existe otra versión, que habla de la llegada de esta a Francia al puerto de Sainte-Marie-la-Mer pero no al de la Provenza, si no en el Rosellón, muy próximo a la ciudad de Perpiñán, atracando en un antiguo puerto romano que dio nombre a esta región, el puerto de Ruscino (Château Rousillón). Desde aquí, la Magdalena, Jesús y Lázaro, se refugiaron inicialmente, apartados de la civilización, en una choza construida en la muela de Salvaterre. Esta versión habla también de como Jesús habría sobrevivido a la crucifixión cuando fue descendido de la cruz para -en teoría- haber sido enterrado en el sepulcro de José de Arimatea. Cuando descolgaron su cuerpo pudieron comprobar cómo Jesús seguía con vida. Posteriormente, aún mal herido, habría conseguido llegar con vida en la misma embarcación a tierras galas. Su mal estado para continuar el viaje obligó a la Magdalena y a Lázaro a refugiarse con Jesús en la montaña de Salvaterre (de ahí supuestamente su nombre) hasta que, finalmente Jesús falleció en estas tierras. Posteriormente Lázaro y Magdalena habrían vivido y predicado primero en Narbona y luego en Marsella hasta que, y al igual que en la otra versión, Magdalena decide refugiarse en la cueva del macizo de la Santa Gruta para morir finalmente en Saint Maximin.

LA TUMBA DE JESÚS

Así pues, después de conocer la leyenda de la llegada de Jesús y María Magdalena a estas tierras, queda una pregunta de vital importancia en el aire ¿Qué pasó entonces con el cuerpo de Jesús? Según ciertos investigadores, si damos crédito a la leyenda, esto vendría a significar inevitablemente que la tumba de Jesús estaría escondida en algún lugar de esta zona. Y ese es otro de los misterios que atesora el lugar. 

En las últimas décadas la teoría sobre la posible existencia de la tumba de Jesús en la zona de Opoul-Périllos, a parte de apoyarse en la tradición de la llegada de la Magdalena a las costas francesas, se ha acrecentado con las hipótesis que ha realizado un investigador y escritor francés llamado André Douzet. Este hombre se hizo con una antigua maqueta que supuestamente había sido mandada hacer por Bèrenger Saunière -el misterioso cura de Rennes-leChâteau- de ahí la relación de este pueblo con la zona de Opoul-Périllos. Según Douzet,  en esta maqueta parece que inicialmente se representan los santos lugares, aquellos donde tuvieron lugar la muerte y resurrección de Jesús, sin embargo, la maqueta presenta algunos errores importantes que no podían haber sido cometidos por un cura, ya que en ella figuran 2 tumbas, una señalada como la tumba de José de Arimatea y otra como la tumba de Jesús. Así pues, tras varios años de indagaciones, este investigador se percató de que uno de los motivos de la maqueta representaba una roca que se encuentra junto a la planicie de Salvaterre conocida como El Roc Redon. Así pues, se llegó a la conclusión de que la maqueta  representa parte de la orografía de la zona Opoul-Périllos. Extrapolando la maqueta sobre el terreno, este hombre dijo haber conseguido localizar las dos tumbas. Una primera tumba y posiblemente la que oculta el cuerpo de Jesús se habría excavado en la roca y tapado posteriormente con una piedra gran piedra circular de 2 metros de diámetro. La otra sería una cueva de pequeñas dimensiones aparentemente sin otro particular y a la que finalmente no se la dio uso.

La maqueta donde aparecen señaladas las dos tumbas.
La supuesta tumba de Jesús en el paraje de Périllos
La segunda tumba marcada en la maqueta podría ser esta pequeña cueva.

Por si esto no fuera suficiente, André Douzet dijo haber localizado dos textos del Siglo XVII conocidos como legajos Courtade. Son registros notariales que datan de 1624 y 1632 y en ellos el notario real Courtade, recoge todas las escrituras de las propiedades terrenales del sector de Périllos, describiendo la transferencia de estos terrenos de España a Francia como consecuencia del Tratado de los Pirineos de Mazarin.  En el legajo de 1632 se incluye un breve texto dejando constancia de que, en una zona concreta de Périllos, existe una extensión de terreno cuyas tierras son intocables administrativamente, no pueden ser ni embargables, ni vendibles, ni indivisibles, en las que además está prohibido cortar o recolectar madera, piedras o modificar cualquier elemento, ya que en ellas se oculta la tumba de un personaje de gran importancia, cuyo hallazgo podría hacer cambiar el curso de la historia por completo. Los propios Señores de Périllos estaban sujetos a esta norma teniendo como obligación proteger las tierras pero sin poder hacer uso de ellas. Además, Courtade hace constatar en el texto una curiosa cifra (600) cuyo significado no acaba de estar del todo claro, pero que como veremos más adelante, puede estar relacionada con el código postal de la zona. El notario no deja constancia de cuáles son estos terrenos para evitar posibles profanaciones y su ubicación sólo la conocían los señores de Périllos, por lo que en principio no existen pistas sobre de qué terrenos se trata.

Legajo Courtade

LA CABEZA DE JESÚS

Vamos a dar otra vuelta de tuerca a esta maravillosa leyenda sobre la vida de Jesús exponiendo una teoría sobre la que tuve conocimiento mientras buscaba información sobre este enclave. Tengo que decir que la historia es tan romántica como perturbadora y al margen de que a mí personalmente me pueda parecer más acertada o más ridícula, el caso es que tiene como telón de fondo el paraje de Périllos y por lo tanto tiene cabida en este artículo.

La hipótesis parte de la base de que Jesús nunca existió y en realidad este hombre se llamaba Juan de Gamala, un detractor del Imperio Romano que luchó contra estos como antes lo hiciese su padre Judas de Gamala, descendiente este último de Ezequías. Poncio Pilatos que gobernaba por aquel entonces, harto de los continuos enfrentamientos que tenía con los judíos, pensó en poner a la cabeza de la Tetrarquía a un descendiente de la casa de David. Su esposa Claudia, propuso a Juan de Gamala intentando además contar con la influencia de la princesa Salomé, que aún siendo herodiana, odiaba tanto o más a su padrastro Herodes. Pilatos aceptó la idea y se la propuso al Cesar Tiberio, pero la familia herodiana protestó ante él y el intento fracasó. A raíz de esto se produjo una revuelta por parte de los seguidores de Juan de Gamala, que entraron en el templo con la intención de acabar con los colaboradores de los romanos. El intento fracasó y Pilatos no tuvo más remedio que perseguir y condenar a su cabecilla, el citado Juan de Gamala.

Juan de Gamala consiguió escapar y pasado un tiempo, volvería a intentar una sublevación en Samaria que fue rápidamente reprimida por los romanos. Hecho prisionero, Pilatos lo condenó a muerte, siendo decapitado y enterrado en Sebaste. Allí permaneció su tumba hasta que, Juliano el Apostata, lo desenterró para demostrar a los que él llamaba “malvados galileos” que su “supuesto dios” no murió en la cruz y mucho menos resucitó, pero para sorpresa de todos los presentes la cabeza del ajusticiado no se encontraba entre sus restos, había desaparecido.

De esta forma, María Magdalena, esposa de Jesús o Juan de Gamala -como se indica en este relato- decidió huir para evitar que los romanos siguieran persiguiendo a su estirpe como descendientes que eran de la casa de David. Entonces Pilatos encargó a José de Arimatea que acompañase a la santa junto a la Virgen María, María Salomé, María Jacobea, su hermano Lázaro y su criada Sara hasta tierras galas, donde su esposa Claudia tenía parientes que poseían tierras al sur -concretamente en la zona de Opoul-Périllos- y donde estos podrían refugiarse sin ser encontrados. 

El resto de la historia ya la conocemos y es similar a las otras con una diferencia evidente, la Magdalena trajo consigo la cabeza decapitada de Jesús-Juan y no su cuerpo, siendo esta la reliquia que se encuentra oculta en el paraje de Périllos y no su tumba. Para dar validez a este relato, se alude al hecho de que esta es la razón por la que en la representación que se hace de siempre de María Magdalena, esta aparece en una gruta con una CALAVERA, que estaría representando la cabeza decapitada de Jesús, aparte de la cruz y un libro, que serían los documentos donde la santa escribió los detalles de la vida real de Jesús como Juan de Gamala. Para más “INRI”, otro de los hechos que se exponen para dar validez a esta historia se encuentra en la mitología de la historia de los pobres Caballeros de Cristo, los Templarios, ya que de ellos se decía que en sus rituales secretos adoraban a Bafomet, que no era otra cosa que la cabeza de un personaje barbudo… Curioso no?

Por último y como curiosidad importante, decir que la supuesta tumba excavada en la roca en el paraje de Périllos y que parece taponada con otra de forma circular de “en teoría” 2 metros de diámetro, esta no tiene tales dimensiones y la roca circular es de unos 60 centímetros, por lo que difícilmente puede albergar un cuerpo… pero sí una cabeza. Ahí lo dejo…

PÉRILLOS 

El pueblo de Périllos -hoy deshabitado aunque no abandonado- dista de Opoul 9.8 kilómetros y para llegar hay que hacerlo a través de una vía semi asfaltada en no muy buenas condiciones que nos lleva hasta este pequeño rincón del planeta cuya carretera finaliza en el pueblo. Ubicado al norte de Rosellón, Périllos se encuentra en el corazón de las Corbières, rodeado de altas montañas y agreste paraje. Este pueblo fue construido como muchos otros alrededor de un castillo que pertenecía al señor local. Poco se sabe del misterioso pueblo de Périllos pero siempre fue un pueblo de pequeñas dimensiones, con poca población y un modesto castillo. El pequeño castillo de Périllos sirvió como puesto avanzado de la fortaleza de Opoul y al contrario de lo que pueda parecer, la magnífica fortaleza de Salvaterre estaba bajo la custodia de los señores de Périllos y no al revés.

Vista del pueblo de Périllos desde la distancia
Ruinas del antiguo castillo de Périllos

Sin duda, lo más misterioso de este pequeño pueblo fue su señorío. La familia Périllos desciende de un misterioso y poderoso linaje cuyo origen se pierde en la noche de los tiempos y cuya historia y destino no está del todo clara. El miembro más destacado de este linaje fue Ramón de Perellós, quien fuera señor de estas tierras a mediados del siglo XIV. Hijo de Francisco de Perellós, Ramón se crió en la corte de Carlos V, pasando en 1380 al servicio del infante Juan. Desempeñó un importante papel en la política de su tiempo ejerciendo de diplomático al servicio de la corona aragonesa ante el rey de Francia y los papas de Aviñón. En 1391 Juan I de Aragón otorgó a Ramón el noble título de Vizconde, uniendo su territorio y su castillo al Condado del Rosellón, convirtiéndose en una de las familias más ilustres de la zona. Ese mismo año, Ramón fue nombrado gobernador del Rosellón, Cerdaña, Conflent y Vallespir. Sin duda, algo tenía -o algún secreto guardaba- el señor de estas tierras para ser ennoblecido de esta forma. Los señores de Perellós a parte de ser consejeros del rey de Aragón, participaron en la última cruzada con Gillaume de Rosellón, protegieron a los Cátaros frente a la cruzada albigense y tuvieron notables relaciones con señores de toda Europa. A su muerte, Ramón de Perellós sería enterrado en una cripta bajo el suelo de la pequeña iglesia de Périllos, donde supuestamente descansan todos sus antepasados o al menos eso piensan algunos investigadores, ya que este es otro de los misterios del lugar. Nadie sabe a ciencia cierta qué pasó con los señores de este feudo o donde se encuentran enterrados.

Iglesia de Périllos

DESCENSO AL PURGATORIO DE SAN PATRICIO

En 1396 muere Juan I de Aragón y Ramón es acusado  de estar implicado en la muerte del rey siendo arrestado y encarcelado por ello. Posteriormente Ramón de Perellós será absuelto de estos cargos, pero herido ya en su orgullo y viendo cómo su honor había quedado mancillado, decidió llevar a cabo un acto por lo que siempre será recordado. El 7 de septiembre de 1397 Ramón decide atravesar toda europa en un viaje casi inimaginable con destino al Lago Derg (Shannon) en Irlanda, para realizar el descenso a la cueva de San Patricio, donde la tradición Irlandesa sitúa la entrada al Purgatorio. La prueba era suicida y conseguir realizarla solo estaba a la altura de unos pocos elegidos, pasar 15 días encerrado en una Sima considerada por muchos como un descenso a la boca del mismísimo Infierno.

El objetivo de tal hazaña no era otro que encontrar al rey Juan I en el purgatorio y terminar así con los rumores que apuntaban a la muerte por asesinato del rey. Además se culpó a los cortesanos de no conceder al rey los Santos Sacramentos y condenar su alma al Purgatorio. Encontrando al rey en el inframundo, Perellós aportó un sólido argumento sobre su inocencia pero no solo eso, en su relato llegó a decir que por fín había conseguido saber el secreto que se esconde en las entrañas de las tierras de su feudo, en Périllos. ¿A qué se refería?  

600 Aniversario del peregrinaje de Ramón de Perellós al purgatorio de San Patricio

LA BABAOS

La orografía de toda la zona de Opoul-Périllos está formada por piedra caliza que ha favorecido la formación de cuevas, grietas, sumideros y simas muy abundantes en toda su extensión, haciendo que el lugar sea frecuentado por amantes de la espeleología, la escalada y el senderismo. Quizá esta peculiaridad fue lo que animó a Ramón a llevar a cabo el descenso a la sima del purgatorio, acostumbrado, como estaba, a descender a las cavernas de sus tierras. Al fin y al cabo, un antepasado suyo ya llevó a cabo una hazaña de similares características en las profundidades de estas cuevas.

Acceso a la Sima Grand Barrenc (-50 metros) entre el castillo de Opoul y Périllos

 

Cuenta la leyenda, que en los tiempos más remotos, habitaba en esta zona una bestia de grandes dimensiones conocida como La Babaos. Era una especie de serpiente con alas y gigantescas garras que se escondía en lo más profundo de las simas de Opoul-Périllos y que tenía atemorizados a los habitantes de la zona. Hasta los confines de estas simas descendió el antepasado de Ramón de Perellós para dar caza a tan temido monstruo. La presencia de La Babaos no deja de ser parte de una leyenda, pero las leyendas en numerosas ocasiones están fundamentadas en hechos reales y uno no deja de sentir un escalofrío cuando recorre estos parajes en soledad, a sabiendas de que, casualidad o no, el código postal otorgado a esta zona es casualmente el número de la bestia -66600-.

LAS PISTAS SOBRE EL TERRENO

La gran cantidad de leyendas y misterios que atesora este lugar han atraído a gran cantidad de investigadores y curiosos que no han perdido la oportunidad de viajar hasta estas tierras en busca de respuestas. Lo más curioso es que, algunos de ellos, en su afán por desentrañar estos misterios, han conseguido poner de manifiesto ciertas evidencias que, aunque pudieran no ser más que casualidades, impresionan por su posible conexión con las leyendas del lugar y que si bien no son suficientes para corroborar alguna de estas historias, si son capaces de dejar patente que, en las tierras de Opoul-Périllos se esconde un gran misterio.

Es en este punto donde entra de nuevo en juego el legajo Courtade. Hemos mencionado que este legajo hace referencia a la tumba de un personaje de importante relevancia, pero en ningún momento da pistas de qué o de quien puede tratarse. ¿Podría este documento hacer referencia, ya no de una tumba, sino al lugar donde dormita “La Babaos” y por ello avisa de la importancia de no remover estas tierras para no despertar a la bestia? Por otra parte, el mismo legajo deja constancia como he comentado del número 600, número que también aparece en el código postal, concretamente sus tres últimas cifras. De esta forma, si anotamos por un lado las tres primeras cifras 666 aparece el número de la bestia y si anotamos por otro lado las tres últimas aparece el número 600 al que Courtade hace referencia en su registro. ¿Puede este número (600) indicar un número de parcela o algún tipo de coordenadas señalando  el lugar donde se oculta ese misterioso personaje o ser?

Páginas del legajo Courtade con extraños símbolos

Para descargarse de forma gratuita los legajos Courtade en el siguiente link:

http://www.chronodrome.fr/salvaterre/GRATUIT/

 

Otra de las curiosidades, y no menor, es el propio nombre de Périllos. Como bien hemos comentado, los señores de este feudo fueron la familia Perellós, apellido que se corresponde con el de su feudo ahora bien, el nombre del pueblo muestra una ligera variación sobre su apellido, se ha cambiado, no se sabe por que motivo, la segunda (e) por una (i) y de esta forma el acento de la (ó) pasa a estar en la primera (é) (Perellós – Périllos). Resulta que en su toponimia, en principio Périllos hace referencia a las peras, que son las que se representan en su escudo de armas, pero en un significado más extenso vemos como esta palabra puede derivar de “Péril” que significa (peligro, riesgo, amenaza) y por otra parte, también puede derivar de la palabra Perron que es otro tipo de “pera” pero que a su vez significa (puerta, umbral y más concretamente entrada a través de una escalinata). Así pues, el propio nombre de Périllos parece estar dandonos señas de que en algún lugar en su territorio existe una amenaza o un peligro, pero por otra parte parece advertirnos de que cruzar ese umbral, esa puerta, supone un riesgo, una amenaza.

 

Por otra parte, una de las evidencias acerca de los misterios de Opoul-Périllos, aparentemente muy rebuscada pero cuyo resultado no deja de ser sorprendente, es la que se encuentra en la Iglesia de Saint-Étienne del pueblo de Arques. Arques dista de Opoul unos 60 kilómetros al Oeste. Los primeros señores de Arques fueron la familia que lleva su mismo nombre. La familia Arques luchó en defensa de los Cátaros al igual que lo hicieron los señores de Perellós, en la cruzada que contra estos puso en marcha el rey de Francia. Uno de los más fieles defensores de los Cátaros fue Beranger de Arques, persona muy allegada a Guilhem de Peyrepertuse que fue faidit (noble cátaro desterrado). El Castillo de Peyrepertuse se encuentra a medio camino entre Arques y Opoul-Périllos. Seguramente los señores de Arques y los de Perellós lucharon de forma conjunta en su defensa de los Cátaros. Puede que de esa relación, los señores de Perellós compartieran algún tipo de secreto con los señores de Arques y estos quisieran dejar algún indicio de ese secreto en el interior de su iglesia.

La iglesia de Arques data de mediados del Siglo XIII concretamente fue construída hacia 1252, es decir, se construyó en plena Cruzada contra los Cátaros. En el interior de esta iglesia existe una capilla en cuyo dintel aparece un año que no se corresponde con el de la construcción de la iglesia, pero cuya cifra nos remite casi inevitablemente al pueblo de Périllos (1666). Dentro de esta capilla existe un cuadro de autor desconocido en el que se representa a San José, La Virgen con el niño y una señora mayor que podría ser Santa Ana que ofrece al niño curiosamente “UNA PERA”. ¿Nueva referencia a Périllos? 

Está bien, puede que solo sea una casualidad, pero este detalle llamó la atención de los investigadores más avispados primero porque, para empezar, no deja de resultar extraño que la anciana ofrezca a un “bebé” un alimento que no puede comer y en segundo lugar porque esta pera tiene en su tallo tres hojas y esta circunstancia es la que más sorprende. TRES hojas en el tallo de la pera puede estar indicando que esa pera equivale a TRES PERAS, es decir, el ESCUDO DE ARMAS DE PÉRILLOS. Además, las peras en su tallo no tienen hojas, solo existe una variante de pera con hojas en su tallo  que a día de hoy no se comercializa, y que curiosamente en Francia es conocida cómo PERA MARIA MAGDALENA o PERA DE ANJOU.

Evidentemente no hace falta recordar la relación que el Castillo de Opoul tiene con María Magdalena pero es que además, los Señores de Anjou participaron en la primera Cruzada de nobles en Tierra Santa y esta familia siempre a estado muy vinculada al mito del Santo Grial y a las leyendas que sostienen que el auténtico Santo Grial es el vientre de María Magdalena. ¿No es Increíble? De repente todo parece estar conectado y apuntar hacia un mismo lugar. No obstante, como suele pasar, surgen más preguntas que respuestas: ¿Existió realmente una conexión entre los señores de Arques y los de Perellós?¿Existe un mensaje oculto en el cuadro de la Iglesia de Arques que señala a las tierras de Périllos? ¿Este mensaje hace referencia a la llegada de María Magdalena a estas Tierras?¿A la tumba de Jesús?¿O es el número 1666 el que señala a Périllos y a la bestia de La Babaos?.

Lamentablemente, la mayoría de los documentos que se conservaban en la iglesia de Arques y que podrían darnos alguna pista fueron pasto de las llamas. El 13 de agosto de 1545 una incursión de tropas españolas en el pueblo propició el incendio de varias casas y la destrucción de parte de la iglesia, quedando totalmente destruidos los documentos que se conservaban en su interior, incluido el archivo del  notario Bernard Maury.

LEYENDA DE LA TUMBA DE RAMÓN DE PERELLÓS Y ROCAFULL

A mediados del siglo XV el feudo de la familia Perellós cambia de manos debido a que Eleonora de Perellós murió sin descendientes y aunque en otros países como España o Malta vivían personajes importantes de la familia Perellós, todos sus bienes pasaron a su sobrino, Bernat-Beranger de Perapertusa en 1459, descendiente de Guilhem de Peyrepertuse -aquel noble relacionado estrechamente con Beranger de Arques- resulta que estaban emparentados con los señores de Perellós y acaban convirtiéndose en señores de este feudo. Otra pieza más del puzle que parece encajar.

No obstante, unos de los primeros señores de Perellós, Francesc de Perellós se emparentó con una familia noble de Valencia que dio fruto al Marquesado de Dos Aguas y el linaje Rabassa de Perellós. Descendiente de este linaje resultó un importante personaje, Ramón Rabassa de Perellós y de Rocafull. Segundogénito de Giner Ramón Rabassa de Perellós de Ixar y de María de Roccafull Boil, pariente esta última de los Señores de ALBATIERRA (Curioso nombre este verdad). Ramón Rabassa de Perellós y de Rocafull fue Gran Maestre de la Orden de Malta, Comendador de Castellote, Tronchón, Torrente y Baílio de Negroponte. 

Antes de la Revolución, la corona francesa iba a poner las tierras de Opoul-Périllos bajo el mandato de los Señores de Gléon-Durban, una población 20 kilómetros al norte de Opoul. Los señores de Durban -del lado de la corona de Francia-  siempre fueron enemigos de los Perellós -de parte del reino de Aragón-, sin embargo y como he comentado anteriormente, las tierras de Opoul-Périllos pasaron a manos francesas como consecuencia del Tratado de los Pirineos de Mazarín. Según cuenta la leyenda, antes de que esto sucediese, Ramón Rabassa de Perellós y de Rocafull quiso dejar preparado el lugar de su enterramiento en estas tierras y ser así el último señor en poder enterrarse en el feudo de su linaje junto a sus antepasados. Para ello, mandó reconstruir su pequeña iglesia modificando su orientación antigua Norte-Sur  a la actual que vemos hoy Este-Oeste, ocultando además cierto número de tumbas.

Ahora bien, Ramón Rabassa de Perellós y de Rocafull nació en 1637 en Valencia, las tierras de Périllos cayeron en manos de la corona de Francia en 1659 y Ramón falleció en 1720 en La Valeta (Malta). En este intervalo de tiempo puede ser que Ramón dejase preparado el lugar de su entierro en los terrenos de Périllos. Incluso cabe la posibilidad de que él tuviese algo que ver con el año (1666) que aparece en la Iglesia de Arques, lo que ya no parece tan probable es que se llevase a cabo su entierro en las tierras de Périllos, a no ser claro está, que se hiciese en secreto y por mediación de alguien, pues en principio sus restos reposan en la Catedral de San Juan en La Valeta (Malta), así lo atestigua el escudo de armas en la fachada de dicha catedral, donde vemos representadas las 3 peras del escudo de Périllos, aunque hay quien asegura que la capilla donde supuestamente se conservan sus restos está vacía y estos realmente descansan junto al resto de descendientes de la familia Perellós en la tumba secreta que debería estar bajo la pequeña iglesia de Périllos… A saber…

Interior de la iglesia de Périllos – bajo este suelo podrían estar las tumbas desaparecidas de la familia Perellós

Mas Info. Ramon Rabassa de Perellós y Roccafull:

http://dbe.rah.es/biografias/55462/ramon-rabassa-de-perellos-y-de-rocafull

Escudo de Armas de Ramon Rabassa de Perellós y Roccafull en la Concatedral de San Juan en La Valeta (Malta)

SALVATERRE, UNA PUERTA ATEMPORAL – EL PROYECTO KEO

Por si no tenía suficientes leyendas el lugar de Opoul-Périllos, un grupo de científicos vino a poner la guinda al pastel con un proyecto tan peculiar como descabellado (o quizá no). Lo llamativo en este caso es que se haya elegido la roca de Salvaterre como punto culminante de este proyecto. En el año 2001 un grupo de científicos se presentó en Opoul para contar a sus vecinos en qué consistía el proyecto que se iba a poner en marcha, teniendo como protagonista las ruinas de su antiguo castillo.

El proyecto fue concebido por el científico francés Jean-Marc Philippe en el año 1994 y la idea consiste -todavía hoy- en enviar al espacio un satélite esférico de titanio de 80 centímetros de diámetro a bordo del cohete Ariane 5 y situarlo a 1800 kilómetros de altura en una órbita excéntrica a la tierra. En el Proyecto colabora la UNESCO y la Agencia Espacial Europea y el interior de este satélite albergará una cápsula del tiempo con mensajes llegados de todas partes del mundo y con información de cómo es la vida en la tierra en nuestro tiempo. 

El nombre de KEO parte de los sonidos más utilizados entre todos los idiomas del planeta y la idea es que este satélite llegue a las personas que habitarán la tierra dentro de 50.000 años, es decir, a nuestros descendientes más remotos, como un mensaje llegado desde el pasado. El satélite en sí lleva también asociada una misión para los humanos del futuro. Si para cuando ellos reciban este mensaje ya se ha conseguido realizar viajes en el tiempo, lo que se propone es que estos viajen al pasado hasta nuestros días, en pleno Siglo XXI  fijando como fecha de encuentro el 1 de mayo de un año elegido entre el año de lanzamiento del satélite y 2050, marcando como puerta de entrada o lugar de contacto, la meseta de Salvaterre de Opoul. 

Un DVD hecho de un cristal especial para protegerlo de las radiaciones servirá de “arca” de información junto al que se incluirán también unas instrucciones de como fabricar un lector de DVD, ya que se supone que para esas fechas este dispositivo no existirá. El DVD llevará grabada como es nuestra civilización actual, situación política, conflictos entre países, enfermedades, como son nuestros continentes, nuestra fauna y flora, nuestras costumbres y hasta fotografías de las gentes de todas las culturas existentes en la actualidad. En fin, un compendio enciclopédico del conocimiento humano actual. A parte de esta información, el interior de esta esfera portará una gota de sangre protegida por cristal de diamante, muestras de aire, agua de mar, y tierra y un grabado del genoma humano del ADN. La esfera del satélite estará compuesta por varias capas de distintos metales y capas de aire para proteger su contenido de impactos, radiaciones y temperaturas extremas a las que se someterá el objeto, sobre todo cuando se precipite a la tierra dentro de 500 siglos. El exterior del satélite estará grabado en relieve como una bola del mundo.

Así pues, todos los 1 de Mayo todos aquellos que quieran encontrarse con los humanos del futuro, solo tienen que acercarse hasta Opoul y pasar allí el día a ver si con un poco de suerte, ser los primeros contactados con personas venidas del futuro. Se imaginan…?

Hay que decir que el lanzamiento inicial de este satélite estaba previsto para 2005, cuya fecha se ha ido posponiendo y cuyo lanzamiento aún no se ha llevado a cabo ya que se pretende aprovechar el lanzamiento de otra misión más importante al que poder adosar el citado satélite de forma que los costes sean los menores posibles. De forma que si alguien quiere enviar un mensaje a los futuros habitantes que tendrá este planeta dentro de 50.000 años  -si es que sigue existiendo-, aún está tiempo y puede enviarlos a través de su web:

http://www.keo.org/es/pages/message.php

 

http://www.chronodrome.fr/

 

https://blogthinkbig.com/satelite-keo-capsula-del-tiempo

 

https://space.skyrocket.de/doc_sdat/keo.htm

 

LOS HOMBRECILLOS GRISES

 

De esta forma tan curiosa, la formidable roca de Opoul que se eleva sobre el terreno parece quedar conectada con el cielo y quién sabe si con nuestro más remoto futuro, aquel del que puede que algún día regresen nuestros más lejanos descendientes desde más allá de las constelaciones conocidas, para intentar desentrañar de nuevo los misterios de las tierras de Périllos, quizá con alguna pista definitiva. Pero puede ser también, que esos descendientes ya ronden por este lugar sin querer advertir de su presencia.  

Existe una leyenda que cuenta como  algunos atardeceres, cuando el sol sucumbe en el horizonte detrás de las poderosas montañas de las Corbieres, unos pequeños seres grises salen del interior de las cavernas agrupandose cerca de la roca de Salvaterre, alrededor de la cual parecen llevar a cabo una extraña danza realizada a base de pequeños brincos. A esta leyenda se suman las experiencias de testigos que han dado cuenta de las misteriosas luces que surcan los cielos Opoul o de las sombras que merodean los accesos a las inextricables simas de Périllos al anochecer.

Interior de una de las cuevas situada en la Roca de Salvaterre

 

LA TRAGEDIA DEL CONSTELLATION

Que Opoul-Périllos es un lugar lleno de formidables leyendas y misterios no cabe duda y en todo ese contexto, la historia aun reservo un hueco para un trágico suceso que vino a conferir a este paraje como un lugar perturbador o incluso maldito. Quizá sea cosa del destino, que entre monstruos de las cavernas y tragedias quiso infundir el miedo a este lugar y evitar que los más atrevidos pudieran acercarse a descubrir sus misterios.

Casualidad o destino y ya que hemos hablado anteriormente de la posible unión de Salvaterre con las Constelaciones del cielo, el caso es que sobre las 11 de la mañana del 11 de enero de 1963, el avión Lockheed L-749A Constellation que regresaba a Toulousse tras realizar unas maniobras de entrenamiento, se estrelló en un recóndito paraje de la zona de Opoul-Périllos.

El aparato salió de la Base Aerea Toulouse-Francazal (BA 101) (LFBF) unas horas antes con la misión de ayudar a unos trabajos de investigación que estaba llevando a cabo un barco en el Mediterráneo. A su regreso tras la misión, una densa niebla que cubría las Corbieres dificultó su visión y por causas que se desconocen, el aparato se precipitó contra el suelo acabando con la vida de sus 12 ocupantes.

En el lugar de la tragedia se levantó una estela funeraria en recuerdo de las víctimas,  donde todos los lunes de Pentecostés se realiza un acto conmemorativo. Para llegar, hay que desviarse por una pista de arena que sale a mano derecha a medio camino entre Salvaterra y Périllos. El lugar está distante y el recorrido se puede hacer completo en 4X4 o bien realizando un tramo en coche y el resto andando.  La estela se compone de varias losas de mármol en honor a fallecidos en otros accidentes aéreos y en particular a los fallecidos en el accidente del Constellation. Además, en una pequeña urna de cristal y aluminio, se conservan pequeños trozos de metal del aparato accidentado. El estruendo de aquel fatal accidente, todavía resuena entre las montañas en un eco perpetuo que marcó sin duda este inhóspito lugar.

OPOUL-PÉRILLOS HOY

Opoul-Périllos es hoy un lugar yermo, estremecedor y a su vez evocador, las ruinas de su importante castillo sobre la magnífica planicie de Salvaterre, el pueblo deshabitado de Périllos o la gran cantidad de profundas simas, hacen que un escalofrío recorra la espina dorsal cuando se transita por el lugar. Aunque es un lugar visitado a lo largo del año por miles de personas atraídas bien por sus misterios o bien por la afición al senderismo o a la espeleología, lo cierto es que siempre predomina la sensación de soledad. He intentado desgranar aquí la mayoría de las leyendas y misterios que se han relacionado con esta pequeña extensión de tierra, pero seguro que hay muchas más. Al caer la noche, estas tierras se transforman en magia, no digo nada si la noche está clara y el viento calla dejando paso a un silencio sepulcral. 

El último habitante de Périllos fue un pastor que en la década de los 70 se trasladó a vivir a Opoul. Hoy, una asociación está llevando a cabo una limpieza y recuperación de algunas de sus casas con la intención de preservar su memoria histórica, lo que hace que en determinadas épocas, sobre todo en primavera y verano, el pueblo esté habitado por miembros de esta asociación.

Visitantes y turistas, sed bienvenidos a la comuna que tanto querían nuestros antepasados, que además se encuentran frente a nosotros

 y a quienes les debemos tanto respeto.

Te pedimos que respetes lo que queda de este lugar, y sobretodo las cosechas de

quienes aún viven de nuevo aquí y que vienen cada día a trabajar, porque

es el fruto de su merecido trabajo.

Tenga cuidado, las paredes tienen ojos y las ventanas orejas

a su sentido común.

Todo nuestro respeto y agradecimiento.

Antiguo cementerio de Périllos
Salvaterre visto desde Périllos

RUINAS DEL CASTILLO DE OPOUL:

CAPILLA SAINTE BARBE, CERCA DE PÉRILLOS:

EL ROC REDON

Es una extraña y llamativa formación rocosa en forma de torre, que alberga una pequeña cueva o cavidad que ha sido cercada como refugio. Este elemento tampoco se ha librado de leyendas que hablan de él como un posible marcador o punto de referencia y es el elemento que se dice que aparece en la maqueta mencionada anteriormente:

ESTACIÓN METEOROLÓGICA:

GRUTA LA CAUNE

Esta pequeña sima, es una gruta de la que se ha desprendido parte del techo, por donde en unas horas determinadas entra el sol dando al lugar un aspecto mágico. Esta pequeña cavidad -pequeña en comparación con el resto de simas de la zona- es la más visitada, primero por ser la más accesible -se puede entrar andando- y segundo porque en los restos de sus estalagmitas hay una serie de grabados antiguos, que hay quien ha querido relacionar con las leyendas del lugar. También hay ciertos dibujos que son mucho más recientes.

MAPA DE SITIOS:

VÍDEO DEL DESCENSO A LA SIMA “LA CHAPELLE” (-160m):